Tomelloso

En la cueva multiusos de la familia Ruiz

Carlos Moreno y Francisco Navarro | Sábado, 21 de Enero del 2023
{{Imagen.Descripcion}}

Nuestra visita semanal a las cuevas de Tomelloso nos conduce hoy  al número 21 de la calle Ismael de Tomelloso, donde la familia Ruiz conserva impecablemente su cueva. Nos han recibido con exquisita hospitalidad Víctor Arias y su padre, Gabriel Arias, además del cuñado de éste para mostrarnos una cueva que la familia aprovecha al máximo.

Fue el bisabuelo de Víctor, Victoriano Ruiz, el que, a principios del siglo XX, elaboró vino airén en esta cueva   que también utilizaría para su oficio de carnicero. En uno de los espacios conservaban los jamones y otros productos cárnicos que tanta fama dieron en la ciudad a los Paulones, carniceros de varias generaciones.

La  cueva está  muy bien cuidada. Accedemos a ella por una escalera de más de cuarenta peldaños que presenta un techo abovedado en arco de medio punto. Las paredes y el techo, que se encuentra en la pura tosca, conservan su color ocre original. La construcción alberga actualmente una fila seis tinajas de unas 450 arrobas de capacidad y su base está enterrada medio metro por una reforma de los propietarios que les llevó a cambiar el suelo de tierra por uno de suelo rústico. Nuestro experto  tinajero, José María Díaz, no tarda en reconocer la mano de su padre en la construcción de las tinajas.

Todas las reformas que se han ido haciendo en esta original cueva han ido encaminadas al disfrute de la familia. En la parte central de la  cueva se ha construido un fuego de cocinilla cuya chimenea sale por el desgarre de una de las dos lumbreras. Las calderas se han colocado en el hueco de una de las tinajas. Un lugar ideal para reuniones de  familiares y amigos dada la temperatura constante, entre los 12 y 15 grados, que suele guardar la construcción. La cueva llegó a tener tres filas de tinajas, pero se suprimieron dos con el fin de ganar espacio, precisamente para eso, para disfrutarla.

En otro de los espacios nos encontramos con un botellero que conduce a la parte de arriba de la cueva. Allí vemos un balaustre, de construcción más reciente. Justo al lado del botellero encontramos otra dependencia, donde se conservaban los productos, convertida ahora en una pista de squash, modalidad deportiva que practican varios miembros de la familia. En el espacio también se puede hacer gimnasia.

Nos topamos con un viejo ventilador que se utilizaba para  combatir el tufo. Conversando cerca de una tinaja José María Díaz explica la diferencia entre las lías, que eran los posos que quedaban en los fondos de las tinajas y las madres que era la casca que se echaba al mosto parque el vino ganara en color. Nosotros hemos ganado en conocimiento y disfrute de estas construcciones tan singulares de Tomelloso y que, sin duda alguna, constituyen una de sus grandes señas de identidad.

ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
2923 usuarios han visto esta noticia
Comentarios

Debe Iniciar Sesión para comentar

{{userSocial.nombreUsuario}}
{{comentario.usuario.nombreUsuario}} - {{comentario.fechaAmigable}}

{{comentario.contenido}}

Eliminar Comentario

{{comentariohijo.usuario.nombreUsuario}} - {{comentariohijo.fechaAmigable}}

"{{comentariohijo.contenido}}"

Eliminar Comentario

Haga click para iniciar sesion con

facebook
Instagram
Google+
Twitter

Haga click para iniciar sesion con

facebook
Instagram
Google+
Twitter
  • {{obligatorio}}